Wednesday, 12 December 2007

Camille Claudel

Dí que sí continúa de campaña navideña.

Si váis a quedar con amigos en Madrid, y ya os habéis puesto hasta arriba de jamón y os sentís indigestos y/o culpables, y/o estáis hartos de compras navideñas y/u os apetece hacer algo relajante, podéis acordaros de éste post de Di que sí y visitar, bien acompañados, la exposición de Camille Claudel en la fundación Mapfre, cerca de Azca.


Y ya que estamos, hablemos un poquito de Camille Claudel.

Camille Claudel nació en 1864 en Aisne, en el norte de Francia, en una familia católica "bien". Desde muy jovencita mostró un gran talento y personalidad. Era la mayor de tres hermanos. El papá era banquero y la mamá señora de su casa. La pequeña Camille tuvo suerte al nacer, además de en el reparto de talento artístico, en el reparto de padres: la familia Claudel, excepto papá Claudel por motivos de trabajo, se muda a París, para que la jóven Camille, de 19 años, pueda seguir sus estudios artísticos. Y es que con 18 añitos, mirad qué esculturas hacía la niña.



Sin embargo Camille no tuvo suerte en el reparto de años para nacer. A finales del XIX la Escuela de Bellas Artes no admitía estudiantes femeninas. ¿La razón?. La presencia de modelos desnudos, no aptos para delicadas señoritas por muy artistas que fuesen. Y es que aunque ahora somos todos muy modernos a veces se nos olvida que las libertades civiles (cosas tan básicas como que las mujeres pudiesen firmar contratos) son cosas que se consiguieron como quien dice de ayer.


La alternativa a la Escuela de Bellas era la Escuela de Arte Colarossi, que sí que admitía mujeres (y éstas podían utilizar modelos masculinos desnudos ¡Qué modernos!). La escuela no era moco de pavo: Otros atistas como Mucha y Modigliani algo después, estudiaron allí. El profesor de Camille no era otro que Alfred Boucher. Muchos de los estudiantes de la Colarossi, sobre todo las chicas, eran extranjeras. Camille hizo buenas migas con algunas de ellas, y juntas alquilan un estudio donde el propio Boucher les da lecciones de escultura. Cuando en 1883 Boucher parte a Italia, Auguste Rodin le sustituye como profesor. Camille se convertirá en ayudante de Rodin, reconocido escultor necesitado de asistentes para realizar su obra maestra "Las puertas del infierno". Poco después se convertirá en su modelo, y su amante. Rodin tenía 43 años, Camille 19. La familia Claudel no está muy contenta, sobre todo la de la señora Claudel. Una cosa es esculpir hombres desnudos, y otra muy distinta esto.





La carrera de Rodin estba en plena ascendencia. Le llovían encargos importantes como "Los Burgueses de Calais" (que quizá hayáis visto en Londres junto a la Torre del Parlamento) o el monumento a Balzac. Rodin no era un hombre casado, pero tenía una amante de siempre, de los años difíciles de estudiante de arte y madre de su hijo: Rose Beuret. Rose era abnegada o quería mucho a Rodin, porque a partir de 1887, Camille y Rodin viven y viajan juntos, infuenciándose artísticamente el uno al otro y sin que Rodin abandone a Rose.



La carrera de Camille también iba en aumento. Ella también recibirá encargos del estado francés. Y es que mirad qué esculturas más bonitas hace Camille. Sin embargo las lenguas son malas y el destino es cruel. Se extiende el rumor de que la mano de Rodin está detrás de muchas de las piezas de Camille, y ésta pierde el hijo que espera de Rodin, quien no cederá a las presiones de su amante para que la convierta en su esposa. En torno a 1989 romperá con Camille y volverá con Rose. Camille cae en una depresión.



Es en ésos años cuando finaliza la segunda versión de su gran encargo para el estado francés "La edad adulta", que está en el Museo de Orsay.



La escultura lo dice todo:


"Guiado por la edad, el hombre abandona a su joven amante"


A partir de 1905 Camille ya no expone y ya no esculpe como antes. Dicen que se pasa el tiempo encerrada en su estudio, modelando bustos de niños que luego destruye, temerosa de que Rodin le robe sus ideas y sus obras. En 1913, Camille es internada en un manicomio por elección de su familia, entre ellos su hermano Claude, poeta y diplomático (de vida la mar de interesante, por cierto).

Camille pasará los últimos 30 años de su vida recluída en el manicomio de Montdevergues donde morirá en 1943.Aquí la véis, toda mayor.

¿Y Rodin?¿Qué pasó con Rodin? Rodin se casó con Rose tras 53 años de relación, dos semanas antes de la muerte de la propia Rose. Rodin moría nueve meses después.


Si queréis comprobar hasta qué punto Camille Claudel tenía talento, podéis echarle un vistazo a sus esculturas aquí . Desafortunadamente su relación con Rodin le hizo mas mal que bien, y uno se pregunta si de no haber sido la amante de Rodin, o de no haber sido mujer, hasta dónde habría podido llegar Camille. Desde luego, probablemente su vida habría sido más fácil.

La exposición estará en Madrid hasta el 13 de Enero. La sala de la fundación Mapfre es excelente, y la exposición, organizada en colaboración con el Museo Rodin (por cierto un must si paráis por París) promete. No os la perdáis.

Tuesday, 4 December 2007

Ya es Navidad en Di que sí.

Ya es navidad en el Corte Inglés. En IKEA (grrrr....cabrones! cabrones!) lleva siendo navidad desde agosto, y en la High Street inglesa desde finales de Octubre, así que según los centros comerciales que tánto saben del espíritu navideño, ya deberíamos tener todos los regalos comprados, pensados y puede que hasta empaquetados.
Afortunadamente, siguen quedando varias semanas para la navidad, tiempo suficiente para comprar regalos sin agobiarse.

Y qué compro.

Di que sí, que sabe que no todo en esta vida es cultura y literatura espesa propone los siguientes regalos, especialmente indicados para emigrantes que, como yo, viven en UK.

La radio digital: EL gadget con mayúsculas. Para el niño (es un gadget) y la niña (es monísima). Si has perdido la fe en la radio y en la electrónica, este gagdet te hará reencontrar la pasión. Especialmente indicado para forofos de la BBC.

El Romancero Gitano: El libro para el amigo inglés que habla español. Nada mejor que la esencia de la España romántica donde los gitanos andaban solos por el campo. El vocabulario no es tan complicado y es un libro que enamora. Dedícalo si la persona es especial.

Harry Potter: Para el primito consentido viciado con la playstation. Si no lo tiene ya, a qué estás esperando.

Galletas del Marks&Spencer : Para apañar el regalo de los suegros o de alguna tía o pariente. Los shortbread del Marks and Sparks están de muerte y además este año vienen en cajas vintage monísimas. Si no, una bonita caja de toffee (Churchill´s o M&S) hará el mismo efecto.

El libro de Jamie: Si estás harto del "Uyyyyyyy.....en Inglaterraaaa? Con lo mal que se comeeeeee", sorpréndeles con un regalo gastronómico británico. Desde el libro de Jamie, pasando por sus flavour shakers y demás gadgets (de venta en Sainsbury´s).

Taste the difference: Mermeladas, clotted cream, algún queso especial....demuéstrales que no todo es cheddar y beans on toast. Sainsbury´s al rescate del gourmet en apuros.

Alcohol: Cerveza del pais: Venden unos sets monísimos de Bath Ales en varios pubs de Bristol, como el Hare on the Hill del que hablaba nuestro querido Parquestrit. Enséñales la diferencia entre una pale ale y una bitter. O si no, un whiskazo: A partir de 14 pounds en el Sainsbury´s. Nada como un Scotch para recordarles que UK no es sólo Londres. También puedes regalar una botella de Pimm´s si a tus amigos les gustan las experiencias gastronómicas surrealistas.

Accesorize: TODO. Desde pendientes a paraguas o guantes de colores. Un clásico de la amiga que vive en Inglaterra. Ya se que hora hay franquicias de Accesorize en España, pero no deja de ser un regalo deseable. Si estás harto de regalar pendientes, entonces pásate a los bag-charms, broches u horquillas de pelo.

El Scrabble: En español o en inglés. Para el nene y la nena. Cultural y divertido. Barajas de James Bond, la Reina y otras pueden encontrarse en muchas tiendas kisch. Si es que quieres explotar el filón de los juegos de mesa, mi recomendación especial es ésta. Un juego, que me regalaron por mi cumple ji ji ji ji.

Literatura inglesa: Una edición bonita de Peter Pan, Alice in Wonderland, Oscar Wilde, Tolkien (para el amigo geek), Jane Austen (para la amiga romántica) o Shakespeare. Con dibujos bonitos si el nivel de inglés no da.....Nuevamente Harry Potter en inglés es un winner. Mi recomendación particular es "Great Expectations" de Charles Dickens, como dijo la Leti, una joya literaria.

Literatura inglesa de niños....: Para el estudiante de inglés y para el nene y la nena, que hoy los niños le dan al inglés desde bien prontito. Además aquí hacen unos libros preciosos.

Aromatherapy: La alternativa a los chocolates y las galletas para aquellos que tienen diabetes o están a dieta. Del Boots, Bodyshop o del Lush. Mi recomendaci'on especial es el Spa Covent Garden de Boots huele requetebien!!! También velas aromáticas o perfumeros del Bodyshop. Un clásico.

Detallitos: Regalar un adornito de navidad me parece muy mono para tener un detallito con las amigas. Así puedes regalarle el mismo a todas. También es un buen regalo para aquellos que estrenan casa. Hay unas bolas monísimas en Pier (hasta hace poco de oferta 3x2). Si comprar en Pier te parece muy arriesgado, un suncatcher es una alternativa. En Bristol los venden de Bristol Blue Glass o de imitación en el St Nicholas Market. Si no, en Habitat venden guirnaldas de lucecitas de colores monísimas y no tan caras.

El Marco de fotos: El eterno recurso para regalar a los padres....lo puedes mejorar poniendo una foto de tus padres de novios, o de tu amiga/o en semejante borrachera (puedes sacarla fácilmente del facebook). En habitat hay marcos monísimos de todos los precios.


La union Jack: Calcetines, calzoncillos, corbatas, tangas....por si aún no has explotado el filón. Suelen tenerlos en Top Shop.

Ropa interior navideña: Si alguna vez has necesitado renovar el cajón de la ropa interior en navidad, sabrás que a partir de diciembre no encontraras braga que no lea "Ho ho ho" o calzón que no diga "Jingle Bells". Aprovecha el filón para un regalo humorístico.

La bolsa de agua caliente: Para la abuela o la amiga friolera. Ahora las venden con fundas de ganchillo supermonas en muchas tiendas girlies. En Bristol busca por Clifton Village.

La tetera, las tazas y el te: Muy visto, pero Twinnings tiene sabores nuevos esta temporada. Tacitas, teteras, filtros de te y otros munchies en Whittard. Las tazas son siempre una buena opción.

Y por supuesto

La Peineta: Porque nada como una peineta para relajarse del estres navideño.


Feliz campaña navideña a todos!!!!



Thursday, 29 November 2007

nos gusta leer

Dicen en el Guardian, que hay que ver, que los niveles de lectura de los niños británicos de hoy en día son bajísimos, mucho más bajos que en los otros países con los que les gusta compararse.
A mí me gusta leer. ¿Desde siempre? No se, sí o sí y no. Me he parado a pensar, desde cuándo me gusta la literatura y por qué.

Desde cuándo sí que lo se. Desde segundo de EGB; y por qué también: por mis libros de lectura del cole, los libros de lectura de Santillana, que estaban llenos de dibujitos y poemas..."El lagarto y la lagarta" de Lorca, "La princesa está triste" de Rubén Darío, la "Canción del Pirata" de espronceda...y hasta el "Y yo me iré, y se quedarán los pájaros cantando" de Juan Ramón Jiménez. Y fragmentos, muchos fragmentos de grandes novelas de la literatura española...de "El Camino" de Delibes, de "El Quijote", de "El Lazarillo"....Y romances que hablaban de princesas moras y cautivas cristianas, "Amenábar Amenábar, moro de la morería"...y "tres cautivas me enamoraron en Jaén, Aixa Fátima y Marién"...

Y mira que mis profesores no lo ponían nada fácil. En mi colegio de suburbio madrileño de los 80, éramos unos cuarenta por clase. El libro de lectura era corto, y los profesores tenían que asegurarse de que todos los niños leían bien, en alto, así que en cada lección, los cuarenta niños leíamos la misma página del libro, en alto, uno a uno, por orden alfabético, por lo que el mismo fragmento se leía y releía unas veinte veces. Si era un poema corto, unas cuarenta. A los niños nos parecía aburridísimo.
Si eras de los primeros en leer, luego podías distraerte de la lectura, pero si no, tenías que estar atento, porque si la profesora te pedía leer y no sabías por dónde nos llegábamos, acababas con un castigo aún más tedioso que la lectura: copiar el repetido dichosos fragmento o poema unas cuantas veces.
Yo me dedicaba a hojear mi libro de lectura, y leer los siguientes textos...¡cosa que estaba prohibida!. La razón, explicada en voz alta por la profesora, y tan estúpida como leer el mismo texto veinte veces, era que si ya conocíamos el texto nos aburriríamos cuando nos tocase leerlo. Una vez pregunté en voz alta por qué leíamos los textos tantas veces. Muchos más niños se quejaron también. La profesora nos dijo que como éramos muchos, acabaríamos un libro en un sólo mes...¿y es que no hay más libros?. Antes de que el uso de la fotocopiadora se multiplicase, y con padres quejándose del precio de los libros de texto en cada reunión del APA de mi colegio suburbano, no había más que un libro que leer.Aunque fuese cuarenta veces.
Así que para dosificar mi libro, me dedicaba a aprenderme de memoria las poesías que venían. Y es que cuando dios repartió alfabéticamente los apellidos, a mí me dió uno de los últimos, así que siempre leía de las últimas. Bastaba con seguir la lectura a partir de la intervención de dos o tres personas por delante en la lista alfabética...obviamente.

Recuerdo que del tedio, legué a aprenderme entera la "Canción del Pirata" de Espronceda. Cuando llegamos a ella, la profesora sugirió que nos aprendiésemos los primeros versos y el que lo recitase sin equivocarse ganaría un premio. Cuando me vio distraída mientras mis compañeros memorizaban, le dije, que no me hacía falta aprenderla porque ya me la sabía entera. Cuando la recité hasta el último verso (aquel que dice éso de "....el estrépito y temblor de los cables sacudidos, del negro mar los bramidos y el rugir de mis cañones, y del trueno al son violento, y del viento al rebramar....yo me duermo sosegado, arrullado por el mar "...jo, aún me acuerdo!), la profesora se quedó asombrada y decidió darme el premio a mí :-). Mi primer premio! No era una medalla (me encantaban las medallas), pero era un premio!.

El problema, es que el premio era un cómic y un poster del Ministerio de Defensa para conmemorar el "Día de la banderita", que de ésas, en mi colegio público y suburbano, se celebraba. Cuando mi republicano padre me vio leyendo un cómic que hablaba del orígen de la bandera española, con un poster con la bandera y el careto del Rey Juan Carlos en la pared, casi le da un yuyu. El póster y el cómic me duraron media tarde, porque mi padre me contó que aquello era propaganda fascista y me convenció para que retirase el poster. A mí me dio pena, porque fascista o no, era mi primer premio.

Así, como véis, mis educadores no insistieron en inculcarme un amor por la literatura. Mis profesores la convertían en algo aburrido, y mi padre me hizo saber que los premios literarios no valen nada.....

Tiempo después, en 6 de EGB, las clases de lectura desaparecieron, y lo más próximo fue una asignatura llamada "Lengua y Literatura", en la que usábamos un libro horrible de la editorial Edelvives. Había tres tipos de lecciones: Gramática, Historia de la Literatura, y comentario de texto. La gramática era un espanto.....memorizar adverbios, memorizar conjugaciones.......La historia era de lo más seca...fechas, nombres, generación de tal, generación de cual...y en los comentarios de texto, hasta los mismos poemas del libro infantil de lectura de Santillana se convertían en letanías de medida de versos, "Y-yo -me_i-ré-y-se-que-da-rán-los-pá-ja-ros-can-tan-do...." dando golpes en la mesa....uf!. Lo único que me gustaba del libro aquel, es que venían los nombres de las mujeres o las musas de los escritores (Zenobia, Phlis...)...as'i que me dediqué a aprendérmelas. Hay tan pocas mujeres en los libros de literatura...y Rosalía de Castro, que entonces salía en los billetes de 500 pesetas, parecía un tío en ellos.

En primero de bachillerato ya no había literatura: Lengua Española era exclusivamente gramática y más gramática. Uf!!
También ese año estuve muy malita, y en casa se me recetó "El conde de Montecristo", tan larga era la enfermedad diagnósticada. Me leí el Conde, y "Los tres Mosqueteros", y "Lo que el Viento se Llevó", y hasta "La casa de los Muertos" de Dostoievsky. Si que duró mi convalecencia, sí. Pero sobre todo evitaba los autores españoles, que me parecían, gracias a las clases de literatura española, un muermazo.

En segundo, sin embargo hubo un cambio: un libro, de Anaya, de Lázaro Carreter. Genial. Mi profesora de literatura era una pipiola recién licenciada que llegaba tarde o no aparecía por clase la mitad de las veces. La otra mitad, no era tan mala. Le gustaba la literatura y criticar a Lázaro Carreter, quien al parecer era bastante estricto con la asistencia y la puntualidad y le había dado un buen repaso en cierta ocasión (y todavía se preguntaba por qué).
El libro lo hizo todo....hablaba de fechas e historia, pero de otro modo...explicando las influencias europeas del autor.De la medida, pero expliacando las metáforas. Por primera vez se hablaba de Shakespeare, de Molière...de algo que no fuese España, aunque sólo fuese para encuadrar un texto español. Aquel verano, me leí el libro de texto entero, los fragmentos de textos, los poemas. Y es más, me leí algunos de los libros de los que hablaba, si me gustaba el fragmento o venían mencionados como obras principales contemporáneas al texto en cuestión (El Lazarillo, el Buscón...y Hamlet, Romeo y Julieta, McBeth....)

En fin, que después de todo esto, lo que quiero decir es que el amor a la lectura no se encuentra en el cole, ni en los padres, ni en los profesores, sino en los buenos libros.

A vosotros que os gusta leer, ¿qué es lo que hizo que os gustase leer?¿Algún libro en particular?Cómo recodáis las clases de lectura del cole?

Monday, 26 November 2007

... y Lutz Long

Si os gustó la historia de la confrontación entre Miguel de Unamuno y el fundador de la Legión Española, Millán Astray, probablemente os guste esta historia que puede que ya conozcáis.

Y si no, mirad qué bonita.

Berlín 1936, juegos olímpicos. Berlín había sido elegida sede olímpica (por delante de Barcelona, snif snif) antes de que los nazis subiesen al poder. Qué mejor manera de demostrar al mundo la supremacía de la raza aria que en los juegos olímpicos y encima en casa. Así que Hitler y los suyos pusieron en marcha su maquinaria política y propagandística para dar una lección al mundo de lo pronto que se había levantado Alemania del batacazo de la Primera Guerra Mundial.

Los americanos se lo pensaron un poco antes de mandar a su selección. Muchos atletas judíos y antifascistas propusieron un boicot en protesta por la conocida actitud racista de los nazis, pero al final un mandamás dijo algo así como "mucha conspiración judeo-masónica veo yo aquí", y los USAs mandaron a sus muchachotes a Alemania, entre ellos a un chico negro de 23 años de Alabama, Jesse Owens.



Si bien Alemania ganó por goleada la clasificación en el medallero, la estrella de los juegos fue Jesse Owens, con cuatro medallas.

Aquí va la historia:

Parece ser que durante las pruebas clasificatorias de salto de longitud, los jueces anularon los dos primeros saltos a Owens, al menos uno de ellos injustificadamente. Owens empezó a ponerse nervioso pues si su siguiente salto era declarado nulo también, sería descalificado.

Lutz Long, el representante alemán, había batido el récord olímpico de salto de longitud durante las clasificatorias. Long se acercó a Owens y le sugirió que hiciese una marca un poco antes de la linea de salto y la utilizase como referencia para saltar, en vez de la linea. Así jugaría más seguro el pasar a la siguiente ronda.

Owens le hizo caso: dejó caer una toalla cerca de la línea y así consiguió que su salto fuese irreprochable y pasar las eliminatorias.

Tras la prueba final, Owens ganó la medalla de oro, y Long la de plata.

No sólo eso. Long fue el primero en felicitar a Owen con un abrazo, todo esto con Hitler y su cuadrilla en el palco.

Según el propio Jesse Owens:

"It took a lot of courage for him to befriend me in front of Hitler... You can melt down all the medals and cups I have and they wouldn't be a plating on the twenty-four carat friendship that I felt for Lutz Long at that moment."



Aquí podéis ver una foto del podio con Owen y Long saludando a sus banderas. Ambos se hicieron amigos durante los juegos.






Lutz Long murió en 1943 en un hospital militar en Catania tras la invasión aliada de Sicilia, sirviendo como soldado para su país.
Recibió la "medalla olímpica de la deportividad Pierre de Coubertin" póstumamente.






Wednesday, 21 November 2007

Venceréis, pero no convenceréis

Probablemente conozcáis ya esta historia. Yo no la conocía hasta ayer en mi divagar por la Wikipedia, leyendo poemas de infantas, ignorante de mí. Pero la pongo aquí porque me parece muy interesante.

Miguel de Unamuno tenía 72 años en el año 1936 Era rector honorífico de la Universidad de Salamanca. Unamuno había nacido en Bilbao y pertenecía al 20% de vascos capazes de hablar y escribir en Euskera, aunque su pensamiento era totalmente opuesto al de su contemporáneo Sabino Arana. También había sido socialista y republicano, pero en el año 36, desencantado con el papel de la izquierda en la segunda república, veía con buenos ojos el golpe de estado de los militares liderados por el general Franco, y así lo hizo saber a la perpleja comunidad intelectual internacional. Unamuno pensaba que España se estaba convirtiendo en escenario de un drama internacional, donde los fascistas y comunistas europeos estaban a punto de inventar la guerra por proxy. El filósofo, escritor y poeta se preocupaba por España. Era un hombre desencantado y gruñón...os podéis hacer una idea.
Pero ya en julio del mismo año 36, primer mes triunfal, Don Miguel empieza a darse cuenta de que el golpe de estado que él pensaba iba a poner órden en la república intenta destruirla por completo.Sus amigos intelectuales de Salamanca han sido asesinados o están en la cárcel. Él mismo irá a pedir inútilmente clemencia para ellos a Franco.


El 12 de Octubre de 1936 (tercer mes triunfal), durante la apertura del curso académico y fiesta de la Hispanidad (que de aquellas se llamaba "Fiesta de la Raza"...buen rollito..), Unamuno preside la mesa en el paraninfo de la Universidad de Salamanca, donde diversos ponentes, entre ellos Pemán (el de la "Infanta jorobadita", y también el de la letra facha del himno nacional) pronuncian inflamados discursos fascistoides ante un público sembrado de falangistas. El profesor Francisco Maldonado pronuncia un discurso en el que con el tópico de la "anti-España" ataca al País Vasco y a Cataluña "cánceres en el cuerpo de la nación. El fascismo, que es el sanador de España, sabrá como exterminarlas, cortando en la carne viva, como un decidido cirujano libre de falsos sentimentalismos".

Alguien gritó entonces el lema de la legión "¡Viva la muerte!".

El fundador de la Legión,
Millán Astray (menudo personaje... el fundador de la legión española, mutilado de guerra manco y tuerto, como recién salido de "La chaqueta metálica"), que estaba presente, responde con las consignas "¡España!"; "¡Una!", "¡España!", "¡Grande!" "¡España!""¡Libre!" coreado por la audencia entre las que un grupo de falangistas hacen el saludo fascista al retrato de Francisco Franco que cuelga en la pared. Menudo patio.









Unamuno, que permanecía callado, se levanta.

"Estáis esperando mis palabras. Me conocéis bien, y sabéis que soy incapaz de permanecer en silencio. A veces, quedarse callado equivale a mentir, porque el silencio puede ser interpretado como aquiescencia. Quiero hacer algunos comentarios al discurso -por llamarlo de algún modo- del profesor Maldonado, que se encuentra entre nosotros. Dejaré de lado la ofensa personal que supone su repentina explosión contra vascos y catalanes. Yo mismo, como sabéis, nací en Bilbao. El obispo"-dice Unamuno señalando al arzobispo de Salamanca-"lo quiera o no lo quiera, es catalán, nacido en Barcelona. Pero ahora acabo de oír el necrófilo e insensato grito "¡Viva la muerte!" Esto me suena lo mismo que, ¡muera la vida!’. Y yo, que he pasado toda la vida creando paradojas que provocaron el enojo de quienes no las comprendieron, he de deciros, con autoridad en la materia, que esta ridícula paradoja me parece repelente. Puesto que fue proclamada en homenaje al último orador, entiendo que fue dirigida a él, si bien de una forma excesiva y tortuosa, como testimonio de que él mismo es un símbolo de la muerte. ¡Y otra cosa! El general Millán Astray es un inválido. No es preciso decirlo en un tono más bajo. Es un inválido de guerra. También lo fue Cervantes. Pero los extremos no sirven como norma. Desgraciadamente, hay hoy en día demasiados inválidos. Y pronto habrá más si Dios no nos ayuda. Me duele pensar que el general Míllán Astray pueda dictar las normas de psicología de las masas. Un inválido que carezca de la grandeza espiritual de Cervantes, que era un hombre, no un superhombre, viril y completo a pesar de sus mutilaciones, un inválido, como dije, que carezca de esa superioridad de espíritu suele sentirse aliviado viendo cómo aumenta el número de mutilados alrededor de él. (... ) El general Millán Astray quisiera crear una España nueva, creación negativa sin duda, según su propia imagen. Y por ello desearía una España mutilada..."


Millán-Astray entonces porfiere el siguiente exabrupto:"¡Muera la inteligencia! ¡Viva la muerte!" siendo aclamado por los falangistas.
El escritor José María Pemán, nuevamente el de la "Infanta Jorobadita" y el himno nacional, escandalizado o conciliador, aclara: "¡No! ¡Viva la inteligencia! ¡Mueran los malos intelectuales!". Hala, arreglado.
Miguel de Unamuno, entonces termina:

"Éste es el templo de la inteligencia, y yo soy su sumo sacerdote. Estáis profanando su sagrado recinto. Venceréis, porque tenéis sobrada fuerza bruta. Pero no convenceréis. Para convencer hay que persuadir, y para persuadir necesitaréis algo que os falta: razón y derecho en la lucha. Me parece inútil el pediros que penséis en España. He dicho."


Millán Astray, controlándose, grita: "¡Coja el brazo de la señora!", refiriéndose a Carmen Polo, la esposa de Franco, sentada al lado de Unamuno. Unamuno, sale de la Universidad escoltado .

Ése mismo día se solicita la expulsión de Unamuno como rector honorífico de la universidad. "...por España, en fin, apuñalada traidoramente por la pseudo-intelectualidad liberal-masónica cuya vida y pensamiento [...] sólo en la voluntad de venganza se mantuvo firme, en todo lo demás fue tornadiza, sinuosa y oscilante, no tuvo criterio, sino pasiones; no asentó afirmaciones, sino propuso dudas corrosivas; quiso conciliar lo inconciliable, el Catolicismo y la Reforma; y fue, añado yo, la envenenadora, la celestina de las inteligencias y las voluntades vírgenes de varias generaciones de escolares en Academias, Ateneos y Universidades"
El propio Franco aplaude la actuación de Astray, considerando que "ha cumplido con su deber", y firma la destitución de Unamuno, quien a partir de ahora estará bajo arresto domiciliario. Triste, solo y desesperado.

El 31 de Diciembre de 1936, quinto mes triunfal, muere Miguel de Unamuno súbitamente en su domicilio, mientras charlaba con sus contertulios habituales.

Mirad qué bonita la reflexión de Antonio Machado acerca de la muerte del filósofo.
"Señalemos hoy que Unamuno ha muerto repentinamente, como el que muere en la guerra. ¿Contra quién? Quizá contra sí mismo."

¿Qué os parece la historia? Quizá la conociéseis porque en aquel follón de los "papeles de Salamanca", el PP convocó una manifestación con el lema "venceréis, pero no convenceréis" que puso los pelos de punta a los nietos de Unamuno. O también os suene que en la película "La niña de tus ojos", cuando los nazis golpean al personaje de Antonio Resines, éste responde "venceréis, pero no convenceréis". O también Millán Astray os recuerde al personaje de Sergi López, en "El Laberinto del Fauno" (¿pensábais que no había gente así?). Incluso puede que la escena se parezca a una sesión de pleno del colegio de Harry Potter con Unamuno en el papel de Dumbledore, acosado por los malos malísimos mezclados con los menos malos y con los buenos del Ministerio de la Magia, tan extravagante puede parecer la confrontación entre dos personajes como Unamuno y Astray. En cualquier caso no fue ficción, sino realidad. Uno de los últimos actos de la muerte de la democracia en España.


Y es que un bando que mata a sus propios intelectuales no puede ser bueno....





Monday, 19 November 2007

La infanta jorobadita

Hila, hila, que te hila,
hilaban las dos infantas.

La mayor hilos de oro
la segunda hilos de plata.

La más niña de las tres,
se distraía y no hilaba.

Sobre el faldellín de raso
ociosa la mano blanca,
los ojos claros perdidos
más allá de la ventana,
en la noche, toda llena
de estrellas y luna clara.

Con la sonrisa en los labios
la miran las dos hermanas.
Como era jorobadita
todos la menospreciaban.

Entrara, en esto, la dueña,
la dueña temblona y cana:

-¿Qué están hilando a estas horas,
mis señoras las infantas?

-Yo hilo un vestido de corte,
yo hilo un vestido de plata,
para esperar al buen príncipe,
el de la pluma de grana.

-Y mi infanta la ociosa
¿qué tiene que no hila nada?

-No espero bodas ni príncipes,
no hilo con oro ni plata.
Hilo rayos de luna clara,
sin otra devanadera
que el anhelo de mi alma.

Un vestido voy tejiendo
claro sutil como el alba.
Cuando lo tenga acabado
vendrá por mí el que me ama.
No sé si será esta noche.
No sé si será mañana.
Sólo sé que allá, muy lejos,
alguien me quiere y me llama.

Con la sonrisa en los labios
la oían sus dos hermanas.
Como era jorobadita
todos la menospreciaban.

Esto fue a la prima noche...
Cuando sonreía el alba,
murió la jorobadita,
como se muere una lámpara.

Corrió por todo el palacio
la noticia comentada.
-No vivía en este mundo.
-Era una criatura extraña.

Sus hermanas, recelando
por sus trajes de oro y plata,
preguntaban a la dueña:
-¿Qué dura el luto de infantas?

A la noche la regaron
de lirios y rosas blancas.
La sacaron de puntillas
por una puerta excusada.

Como si fuera al encuentro
del novio que ella soñaba,
iba la risa en sus labios,
la paz en su frente blanca.

Las estrellas y la luna,
la vestían de oro y plata.




Os suena?

Thursday, 15 November 2007

Remembrance

Las 11 horas del día 11 del mes 11.
La onomástica del alto al fuego tras la capitulación de Alemania de la "Gran Guerra", o la "Guerra que terminaría con todas las guerras", que es la Primera Guerra Mundial...su nombre inicial y su posterior cambio lo dicen todo acerca del siglo XX y de lo burros que podemos llegar a ser.

El día 11 quería empezar a leerme la obra maestra de Erich María Remarque "Sin Novedad en el Frente" (una traducción más cercana al título alemán sería "Sin novedad en el frente oeste"). Según muchos una obra maestra que captura el sinsentido de la guerra. El testimonio de las vivencias de Remarque en el frente oeste de la Primera Guerra Mundial, aquel frente que tan poco se movió y que fué tan horrible.

En Inglaterra, el 11 de Noviembre "Remembrance o Poppy Day" se conmemora con un desfile militar y ofrendas florales (coronitas de amapolas hechas de papel) a los soldados caídos en ambas guerras mundiales.Reino Unido, como Francia, esta sembrado de monumentos a los soldados muertos en las Guerras Mundiales. Con el tiempo se les ha ido añadiendo los nombres de los caidos en subsecuentes guerras. El segundo domingo de Noviembre es el "Remembrance Sunday",un día dedicado a aquellos "que con su sacrificio nos salvaron a todos".

Un inusual restraso de Amazon uk o de Royal Mail uk ha hecho que tan sólo recibiese el libro ayer ayer, así que no pude conmemorar el "Remembrance Day" leyendo a Remarque (ya sabéis de qué manera se santifican las fiestas en Di que sí).

Sin entrar en temas de víctimas, sacrificios, caídos por la patria y memoria histórica, que tan mal se nos dan a los españoles, el "Remembrance Sunday" es un día para el recuerdo de aquellas personas a las que algo tan horrible como una Guerra Mundial se les cruzó por delante. Muchos de ellos eran jóvenes que se vieron metidos en una trinchera o en un campo de batalla lejos de sus hogares, muertos de miedo y sin saber si saldrían con vida de allí. Muchos de ellos pensaban que estaban defendiendo a su país o a su familia y que aquello era su deber. Y supongo que a la mayoría de ellos ni les iba ni les venía, y simplemente, como decían los abuelos de antes en España, "les pilló la guerra". Por éso en el fondo el Remembrance Day es algo muy bonito. Pensar un poquito en aquella gente que tuvo la mala suerte de tener 20 añitos en el año 1914, o en el año 1940.

Y es que tal y cómo dice la dedicatoria del libro de "Sin novedad en el Frente" y que me gustó mucho leer ayer:

"Esta historia no pretende ser ni una acusación ni una confesión sino simplemente un relato de lo que ocurrió a una generación que fue destruida por la guerra, incluso aquellos que sobrevivieron a las bombas".

A lo mejor en éso consiste la memoria histórica...

Según mi chico, que leyó a Remarque en el instituto (no en vano la Somme y Cambrai pasaron como quien dice en su barrio) el libro te quita las ganas de guerra para siempre.

Según Grass, es una lectura que no le impidió alistarse voluntario para ir al frente (esta vez al frente Este) de la Segunda Guerra mundial, y así se lo comentó al propio Remarque en su casa de Suiza. Dice que Remarque sonrió y no dijo nada. Él también fue jóven, él también se alistó voluntario y a ésas alturas estaba viejo y harto de responder preguntas acerca de cosas que no tienen respuesta. Éso o que la memoria histórica en el fondo no sirve de nada, porque somos tontos de remate.

A ver qué cuenta Remarque...

Monday, 5 November 2007

Quinto y Proficiency

Hoy en el Pais me he encontrado ésto.

Han cambiado las equivalencias de los títulos de la EOI: antes el certificado de quinto curso de la EOI era como el Proficiency y ahora lo van a hacer equivalente al First.

Yo no se de otros idiomas, pero mi certificado de quinto de francés equivale perfectamente a mi certificado de Proficiency en inglés....

Porque sí, allí en mis años mozos fui lo suficientemente afortunada para tener una plaza en la EOI y aprender francés pasando de cero patatero (o de "Je m´appelle Di, j´habite à Madrid, je suis étudiante") a leer a Zola y a Rousseau en cinco años, y sí, al añito de vivir en UK, me presenté a una prueba de Proficiency que aprobé para mi propia sorpresa.Lo más difícil de mi prueba Proficiency era el oral, los idioms y el listening (el mío trataba de la bajada en el nivel de los GSCS y los A levels en UK...un tema muy de moda en ese momento). Si uno no ha vivido en Inglaterra, el Proficiency es muuuuuy difícil. Pero cuando uno está aquí, aunque no deja de ser difícil sacar nota y tal, aprobar es bastante asequible (si uno estudia, y yo de esas daba clases de inglés). La mayoría de los idioms te suenan, los phrasal están superados, y el listening, si uno lee los periódicos, no es tan difícil. Te dan un papelito que dice que "Your language level is equivalen to that of an educated native speaker"... es decir, que puedes entender el 90% de los titulares del Guardian, el 70% de una obra de Shakespeare y cosas así. En mi opinión, cuando uno vive en UK, es más difícil entender al repartidor del IKEA, al conductor de autobús o reservar un taxi al aeropuerto que aprobar el Proficiency. Si os habéis sacado el Proficiency en España, os admiro profundamente. Si os lo habéis sacado aquí, coincidireis conmigo en que el Proficiency real es ir a un pub crawl con los compañeros del trabajo y poder seguir el 30% de las conversaciones.
Un quinto de EOI le da 40 vueltas al First..y yo diría que hasta le da una vuelta o dos al Proficiency porque para Proficiency no te hacen leerte Dickens, pero para el quinto de Francés a mi me hicieron leerme Mme Bovary que no es nada fácil. Lo que sí que tienen en común el Proficiency y el quinto es que requieren que conozcas bien la cultura del país.
Luego también cada idioma es distinto. Ser "proficiency" en francés es muchísimo más fácil que ser "proficiency" en inglés para alguien que habla una lengua romance y leer a Zola es mucho más fácil que leer a Dickens :-D, pero también os diré que con mi quinto aprobado por los pelos (yo no era ni de lejos la mejor de mi clase de quinto de EOI), muchos franceses pensaron que había vivido una temporada en Francia o tenía familia allí. Así de buena es la educación que se recibe en las Escuelas de Idiomas.

Pero bueno, yo sabía que el título de la EOI lo iban a devaluar antes o después para no pisar terreno a los licenciados en filología (la equivalencia era que Licenciatura en algo + plaza en un instituto + el título de EOI te acreditaba para dar clases de idiomas en institutos....que ni de coña vamos!!! Enseñar un idioma no es igual que enseñar historia, física o matemáticas)....pero no para hacerle el juego a Alliance Française y Cambridge, que son privadas y cobran un huevín.....¡qué injusticia!.
Y éso para los que ya tenemos el diplomita, que para los nuevos estudiantes parece que van a bajar el nivel. ¡Pero qué listos son en el Ministerio de Educación!. Bajemos el nivel de las escuelas de idiomas para frenar la fuga de cerebros y crear empleo a base de academias de idiomas.....en fin, en fin...

¿vosotros qué pensáis?

Thursday, 1 November 2007

Uno de Noviembre

¡Feliz día de Todos los Santos a todos!

La fiesta de Todos los Santos es un poco rarita, ¿a que sí?...más que nada por la costumbre ranciocatólicaespañola de ir a sacarle brillo a la tumba de familiares y serios queridos, ramo de claveles en mano en plan obertura de "Volver".

Aunque bien pensado, así al menos se recuerda a los muertos por un día en un país donde los cementerios están entapiados no vaya a ser que se escape alguien.

Pero también hay una tradición, mucho más bonita y laica: Representar la inmortal obra de Juan de Zorrilla "Don Juan Tenorio". Desde di-que-sí, y puesto que la Di no ha tenido tiempo éste año de fabricar una lámpara-calabaza (si no lo habéis hecho nunca os lo aconsejo: Es requetefácil y los resultados son impresionantes. La luz de la lámpara-calabaza es muy bonita. Yo suelo hacerla con uno de los triángulos de los ojos invertidos, así parece que está guiñando un ojo) al menos representaremos en el blog la escena más famosa de Don Juan. Sí, aquella de "No es verdad, ángel de amor".

Y es que nada mejor para santificar las fiestas de forma laica que echar mano de la literatura.




Escena III

Dichas y DON JUAN.

DON JUAN
¿Adónde vais, doña Inés?

DOÑA INÉS
Dejadme salir, don Juan.

DON JUAN
¿Que os deje salir?

BRÍGIDA
Señor,
sabiendo ya el accidente
del fuego, estará impaciente
por su hija el Comendador.

DON JUAN
¡El fuego! ¡Ah! No os dé cuidado
por don Gonzalo, que ya
dormir tranquilo le hará
el mensaje que le he enviado.

DOÑA INÉS
¿Le habéis dicho...?

DON JUAN
Que os hallabais
bajo mi amparo segura,
y el aura del campo pura
libre por fin respirabais.

(Vase BRÍGIDA.)
Cálmate, pues, vida mía;
reposa aquí, y un momento
olvida de tu convento
la triste cárcel sombría.

¡Ah! ¿No es cierto, ángel de amor,
que en esta apartada orilla
más pura la luna brilla
y se respira mejor?
Esta aura que vaga llena
de los sencillos olores
de las campesinas flores
que brota esa orilla amena;
esa agua limpia y serena
que atraviesa sin temor
la barca del pescador
que espera cantando el día,
¿no es cierto, paloma mía,
que están respirando amor?
Esa armonía que el viento
recoge entre esos millares
de floridos olivares,
que agita con manso aliento,
ese dulcísimo acento
con que trina el ruiseñor
de sus copas morador
llamando al cercano día,
¿no es verdad, gacela mía,
que están respirando amor?
Y estas palabras que están
filtrando insensiblemente
tu corazón, ya pendiente
de los labios de don Juan,
y cuyas ideas van
inflamando en su interior
un fuego germinador
no encendido todavía,
¿no es verdad, estrella mía,
que están respirando amor?
Y esas dos líquidas perlas
que se desprenden tranquilas
de tus radiantes pupilas
convidándome a beberlas,
evaporarse a no verlas
de sí mismas al calor,
y ese encendido color
que en tu semblante no había,
¿no es verdad, hermosa mía,
que están respirando amor?
¡Oh! sí, bellísima Inés,
espejo y luz de mis ojos;
escucharme sin enojos
como lo haces, amor es;
mira aquí a tus plantas, pues,
todo el altivo rigor
de este corazón traidor
que rendirse no creía,
adorando, vida mía,
la esclavitud de tu amor.


DOÑA INÉS
Callad, por Dios, ¡oh don Juan!,
que no podré resistir
mucho tiempo sin morir
tan nunca sentido afán.
¡Ah! Callad, por compasión,
que oyéndoos me parece
que mi cerebro enloquece
y se arde mi corazón.
¡Ah! Me habéis dado a beber
un filtro infernal sin duda,
que a rendiros os ayuda
la virtud de la mujer.
Tal vez poseéis, don Juan,
un misterioso amuleto,
que a vos me atrae en secreto
como irresistible imán.
Tal vez Satán puso en vos
su vista fascinadora,
su palabra seductora
y el amor que negó a Dios.
¿Y qué he de hacer, ¡ay de mí!,
sino caer en vuestros brazos,
si el corazón en pedazos
me vais robando de aquí?
No, don Juan; en poder mío
resistirte no está ya;
yo voy a ti, como va
sorbido al mar ese río.
Tu presencia me enajena,
tus palabras me alucinan,
y tus ojos me fascinan,
y tu aliento me envenena.
¡Don Juan! ¡Don Juan! Yo lo imploro
de tu hidalga compasión:
o arráncame el corazón,
o ámame, porque te adoro.


DON JUAN
¡Alma mía! Esa palabra
cambia de modo mi ser,
que alcanzo que puede hacer
hasta que el Edén se me abra.

No es, doña Inés, Satanás
quien pone este amor en mí;
es Dios, que quiere por ti
ganarme para Él quizás.
No; el amor que hoy se atesora
en mi corazón mortal,
no es un amor terrenal
como el que sentí hasta ahora;
no es esa chispa fugaz
que cualquier ráfaga apaga;
es incendio que se traga
cuanto ve, inmenso, voraz.
Desecha, pues, tu inquietud,
bellísima doña Inés,
porque me siento a tus pies
capaz aún de la virtud.
Sí; iré mi orgullo a postrar
ante el buen Comendador,
y, o habrá de darme tu amor,
o me tendrá que matar.

DOÑA INÉS
¡Don Juan de mi corazón!


DON JUAN
¡Silencio! ¿Habéis escuchado?

DOÑA INÉS
¿Qué?

DON JUAN
Sí; una barca ha atracado
debajo de ese balcón.
Un hombre embozado de ella
salta... Brígida, al momento


(Entra BRÍGIDA.)
pasad a esotro aposento;
y perdonad, Inés bella,
si solo me importa estar.

DOÑA INÉS
¿Tardarás?

DON JUAN
Poco ha de ser.

DOÑA INÉS
A mi padre hemos de ver.


DON JUAN
Sí; en cuanto empiece a clarear.
Adiós.

Tuesday, 30 October 2007

... y el Pastelero de Madrigal.

Decía Benji, que historias como la de la Princesa Caraboo no cesan de repetirse, como muestra el ejemplo del alemán conocido como "Piano Man".

Pero de todos los impostores habidos y por haber, el Oscar al mejor impostor se lo lleva el español Gabriel de Espinosa, el "Pastelero de Madrigal", y no podía tener como escenario otro que la alfombra roja de la picaresca: la España del XVI. Espinosa suplantó nada menos que al desaparecido rey Sebastián I de Portugal.

Cuando Don Sebastián, que había heredado el trono luso a los 3 años, alcanza la mayoría de edad en 1568, todas las esperanzas estaban puestas en el joven monarca para levantar un Portugal en declive, devolverle la posición predominante de la época de los descubrimientos y levantar un poco la zarpa de la vecina España de Felipe II, en la que de aquellas no se ponía nunca el sol.
Sebastián era un jóven de salud frágil y de fuertes convicciones religiosas. Era un místico que se creía un mensajero de Cristo en cruzada contra el hereje musulmán, y un romántico aficionado a las novelas de caballerías que se estilaban en su tiempo. Sí, estamos en los años 60 del siglo XVI, y Miguel de Cervantes es seis años mayor que Sebastián.

Desobedeciendo a consejeros, y hasta a su "bienintencionado" tío Felipe II, inició una campaña contra Marruecos. Pero ¡ay!, el ejército portugués con su joven rey a la cabeza se da el batacazo en la batalla de Alcazarquivir en 1578. Sebastián muere en la batalla pero su cuerpo no aparece. Portugal se viste de luto mientras se busca a quien corresponde el trono luso ahora que el Rey ha muerto sin descendecia...y para horror de los portugueses el trono de Portugal va (batalla de la Azores por medio) a......

Felipe II Rey de España.

No podía ser peor. Los portugueses se rasgan las vestiduras y se ciscan en su negra suerte. ¡Si tan sólo Sebastián no hubiese muerto en Alcazarquivir...!

Y es que así de nefastos resultaban en aquellos tiempos los libros de caballerías, por si no os creíais que era cierto.

Hasta cuatro supuestos "Don Sebastián" aparecieron, pero el que más lejos llegó fué Gabriel de Espinosa, pastelero (sí, leéis bien, hacía pasteles y empanadas) de Madrigal de las Altas Torres. Fray Miguel de los Santos, confesor de Don Sebastián, conoció a Gabriel de Espinosa en Madrigal y detectando un parecido con el fallecido Rey (ambos de la misma edad y pelirrojos, además de que Espinosa era refinado y hablaba idiomas porque su madre era una niña bien) se le ocurre la trama: suplantar a Sebastián y reclamar el trono luso. Para ello convierte al pastelero en un imitador convincente del fallecido rey, y además mete en el negocio a la joven Doña Maria Ana de Austria, la hija del hermanastro favorito de Felipe II, Don Juan de Austria.
Doña Ana se había educado en un convento desde los 6 añitos, como solía ocurrir con las hijas naturales de la alta nobleza y era una joven soñadora, romántica y tan puesta en novelas de caballerías como su primo Sebastián , así que a Fray Miguel y a Espinosa les cuesta poco convencer a la moza que este último es el desaparecido rey portugués, que perdió su memoria en Alcazarquivir, y que tras errar por el mundo y descubrir quién es realmente, intenta ahora ganar Portugal asediado por los espías del rey Felipe.
No se sabe si Ana se tragó la historia, se enamoró de "Sebastián" o vio en esto una oportunidad de salir del convento, pero el caso es que la pareja se prometió. Con toda una princesa (o medio princesa) en el embrollo, a Fray Miguel y a Espinosa les resultaba más sencillo convencer al personal que Don Sebastián había resucitado para reclamar lo que era suyo.
Cuando el pastelero es detenido en Valladolid por un despiste suyo o porque los espías de Felipe estaban al tanto, se encuentran cartas de Fray Miguel y de Doña Ana en las que lo llaman majestad. El pastelero, aunque al principio confiesa su identidad, se retracta después, manteniendo una postura ambigua.¿Es o no es Don Sebastián?.Antes de que la duda se extienda, la "administración Felipe II" actúa:El pastelero es ahorcado en Medina del Campo, Valladolid, y su descuartizado cuerpo expuesto en la cuatro puertas de la villa. Fray Miguel es ahorcado en Madrid, y la pobre Ana, víctima en este embrollo, es encerrada por su tío Felipe en un convento de clausura.
Parece ser que hasta el último momento, Espinosa jugó con la ambigüedad de si se trataba o no del verdadero Rey. Probablemente porque una duda razonable habría sido lo único que podría haberle salvado de la horca.
También se dice que el pastelero era hijo natural del infante Don Juan Manuel de Portugal, padre de Sebastián, y una dama castellana. De ahí su refinada educación y su parecido con Don Sebastián, por lo que quizá si que tuviese cierta legitimidad para ocupar el trono. Pero vamos, pastelero era pastelero.
Hay una obra de teatro de Zorrilla ("Traidor, inconfeso y mártir" ) y una novel histórica basadas en la historia del famoso pastelero. En Madrigal de las Altas Torres no hay ninguna placa azul, pero el pastelero es uno de sus hijos predilectos, junto con nada menos que la Reina Isabel la Católica, quien también nació en Madrigal.

Para saber más, podeis bucear en internet, ya que el pastelero es un favorito de muchos blogueros de historia más serios que yo.

Thursday, 25 October 2007

La Princesa Caraboo

La historia que voy a contaros comienza una tarde de abril de 1817, en Almondsbury, un pueblo que de la periferia de Bristol. Hoy en día, hay un centro comercial, un parque empresarial y una zona residencial bastante anodina, pero entonces Almondsbury era un pueblo pueblo.

En el decente hogar del zapatero de Almondsbury alguien llama a la puerta.La mujer del zapatero se apresura a abrir y se encuentra a una joven morena, de piel clara, ataviada con un exótico turbante y hablando una extraña lengua. La zapatera atiende a la desconocida, probablemente con una taza de té y la mejor de las sonrisas, porque probablemente ya entonces la gente de Bristol era como hoy en día: amable y de buen corazón.
¿Quién es esta jóven? Por aquellos tiempos, mendigar era un delito fuese uno extranjero o no, así que la señora llevó a la chica al Superintendente. Probablemente la zapatera pertenecía al Neighbourhood Watch de la época.
Pero también por aquel entonces la policía debía de ser igual de maja que hoy en día, puesto que el Superintendente, picado de curiosidad por la procedencia de la joven extranjera, la llevó ante el magistrado Worrall en Knowle (hoy un barrio de Bristol mas bien chungo). La cocinera de Worrall era griega y hablaba varias lenguas, cosa que ha cambiado poco en Inglaterra, donde los extranjeros que trabajan en hostelería siempre sorprenden por su sobrecualificación.
La cocinera dijo que "kroñaquekroña ¿quékroñadiceestachica?". La señora Worrall enseguida pensó que la chica era una princesa extranjera, y se encaprichó con ella. La chica, que hizo entender se llamaba Caraboo y que venía de Asia, identificando piñas y muebles con chinoiseries, desplegaba un sinfin de extrañas conductas: Era vegetariana, sólo bebía agua y té, pronunciaba extrañas oraciones antes de comer y dormir... También era delicada y encantadora.
Mr Worrall, que no creía del todo que la chica no fuese impostora, hizo llamar a cuanto experto en lenguas encontró para examinar el extraño lenguaje de Caraboo.

Ya entonces el nivel de idiomas en Bristol debía ser bastante bajo, porque sólo un portugués, Manuel Eynesso dijo que sí, que entendía a la moza a la perfección, y que se trataba de una princesa procedente del reino de "Javasu" que había sido secuestrada por unos piratas. La princesa había podido escapar de sus captores arrojándose al mar en el canal de la Mancha y nadando hasta la costa.
La Princesa Caraboo!!!!Ohhhhh.....de Javasu ohhhhh!!!!!. Los provincianos Bristoleños estaban encantados con su invitada. Caraboo se hospedó en Knowle con los Worralls y se convirtió en el centro de atención de la sociedad provinciana de Bristol. La conducta de la princesa era de lo más extravagante...practicaba esgrima y tiro con arco, bailaba danzas exóticas, se bañaba desnuda en el lago y rezaba encaramada a un árbol a su Dios, al que llamaba "Allah Tallah". Lo más de lo más en el Bristol de 1817. Además era bonita, y fina.

La princesa provocó chorros de tinta entre lo más in de la sociedad de Bristol, todos intentando identificar de dónde venía. Que si era de China, que si era de Malasia...
Mr Worrall envió una transcripcción del lenguaje de Caraboo a los expertos de Oxford, quienes devolvieron el escrito señalando que era una farsa. Sin embargo ¡oh! Caraboo, ¡la exótica princesa! ¡El centro de atención de las damas de Bristol y de Bath! ¡Cómo va a ser una impostora!.


Pues lo era.


En ése momento la prensa recogía descripciones completas de Caraboo, se pintaba su retrato...la cosa se estaba yendo de las manos. Caraboo intentó escaparse de casa de los Worralls varias veces. En uno de sus intentos llegó a la fina ciudad de Bath, donde consiguió, además de enfadar a Mrs Worrall, hospedarse en casa de otra dama nada menos que en Russell Street. Mrs Worrall se plantó en casa de la dama, donde hizo las paces con Caraboo quién la conmovió con un baño de lágrimas y disculpas en su ininteligible jerga.
Al día siguiente una tal Mrs Neale, patrona de una casad e huéspedes de Bath se presenta en casa de los Worrall. Ha leído los periódicos y reconocido a la impostora, Mary Wilcocks, quien se hospedó en su casa días antes de aparecer en Almondsbury como la Princesa Caraboo. Desenmascarada, la falsa princesa confiesa y a la sociedad bien de Bristol y Bath, especialmente a Mrs Worrall, se le cae la cara de vergüenza.

Si hasta ahora la historia de Caraboo parece plagada de situaciones dignas del Quijote y de personajes salidos de una novela de Jane Austen, la vida de Mary Wilcocks parece sacada de una novela de Dickens:

Hija de un zapatero, de viva imaginación, capacidad de aprendizaje y espíritu libre, Mary trabaja como criada hasta que decide escaparse de casa de sus padres. Su vida transcurrirá en un vagabundeo por el sur de Inglaterra, una estancia en un hospital de Londres gravemente enferma, y estancias acogida por familias bien caritativas de las que se escapará, rebelde, soñando con una vida en América o en las Indias.También pasará un tiempo con los gitanos, de los que aprenderá palabras en su lengua. Desengañada por un fugaz marido que la abandona embarazada y con la promesa de volver, y tras la muerte de su bebé, Mary decide ir a América, para lo que mendiga por el West Country. Es allí donde se le ocurre hacerse pasar por extranjera, juego al que ya había jugado anteriormente, habiendo hasta inventado un lenguaje propio. El truco funciona en general para proveerle alojamiento por un par de noches haciéndose pasar por francesa o española. A veces es descubierta y a veces no. Por ejemplo este pasaje del relato de Caraboo puede haceros gracia:


Not having money to pay for her passage, she thought, that she would, under the garb of a foreigner, try to get money during those fifteen days to go there. She left her box at Mrs. Joseph's, and left Bristol, on Tuesday, and went towards Lamplighters' Hall, by Lord De Clifford's.-- The people at Lord De C.'s wanted to take her in, but she would not, and went farther to a farm-house, where she dined with the farmer and his wife, on roast veal, greens and potatoes. After dinner, he sent his own daughter with her to Lord De Clifford's, to see if the French cook could understand her. She was loath to go in; the servants intreated her, but she would not: they offered something to drink, &c. The cook could not understand her; and happening to ask her if she was an Espagnol, and she answering Si, he said, she was a Spanish woman. One servant was going to take her to some Spanish families in Bristol, when she ran to get her bonnet, and made her escape through the fields, and slept in a labourer's house.
(...) They met a soldier and another man, whom her companion asked, if he could speak Spanish; the man said yes, for he had been in Spain many years; and wished he were there now; he spoke to her; she answered him in her own language, and he replied, that she did talk Spanish, and came from Madrid Hill!!! He told the man, that she said, she had a father and mother, who were behind on the road; and seeing her touch a cow on the horn, he told her not to touch them, because they were not like those in Spain; he said, women rode cows in Spain. She proceeded till within three miles of the Passage, where finding herself so near to Wales, she wished to return back. She then took a paper from her pocket, that had been given to her the preceding day, with CHARLES HARVEY. Esq. Queen Square, French Consul, written; and made signs, that there she wished to go; but her companion declared, that he would see her safe one way or another, for he was paid by the French Governess to do so. They called at the same public houses, and had some beef steaks for dinner; after which she returned to the village, from which she had before started, and they gave her some tea; in came the French Governess, and another lady and gentleman, who though he had been in Spain could not talk Spanish; but from what the man narrated of the soldier, he believed her a Spaniard. He gave the man a direction to a Spaniard in Clifton, to take her there; she was obliged to accompany him to Bristol, where she was resolved to make her escape, and so made signs that she would go to the French Consul, whom the young man could not find. On his stopping to enquire of some acquaintance in Queen Square, she slipt round the corner, and hid herself behind one of the barrels on the Quay, till the man was out of sight. She then enquired in English for lodgings for that night, and the next morning she started for Almondsbury.




No se sabe si el portugués que "tradujo" la historia de la princesa a los Worrall era un compinche o no. Parece más bien que, al igual que el "soldado español" fuese también un farsante o un bromista.
El caso es que la provinciana burguesía de Bath y Bristol en general y los Worrall en particular se convirtieron en el hazmerreir de Inglaterra. Los Worrall, abochornados, enviaron a Mary a América para que nunca más se supiese de ella.
Lo cierto es que Mary, tras una estancia en Filadelfia, donde de nuevo intentó su truco de la Princesa Caraboo,y tras viajar por, probablemente España y Francia, regresó a Bristol (todos vuelven a Bristol porque es una ciudad donde mola vivir :-D), donde se casó y tuvo hijos.
Hoy en día hay una placa azul conmemorando a Mary Wilcocks, la Princesa Caraboo, en la casa que ocupó en Princess Street en Bedminster (un barrio la mar de chulo), cerca de Victoria Park.También cuelga en el Museo de la Ciudad de Bristol, un pequeño retrato de la "Princesa". Está algo escondidillo, detrás de una escalera. Fue ese retrato el que me llamó la atención acerca de la Princesa Caraboo, y descubrí que vivió en Bristol. Hay una película de Disney con Phoebe Cates (la chica de los Gremlins) sobre la historia. También hay biznietos de la señora princesa viviendo en Devon.

Y colorín, colorado, este cuento se ha acabado.¿Lo conocíais? Si es así, espero haberlo contado bien, si no, algo nuevo que sabéis sobre Bristol.

Si queréis saber más sobre la historia, podéis leer un resumen en la Wikipedia, o aquí, o un extenso y detallado relato aquí. Y por supuesto, podéis ir a ver la placa azul en su casa de Bedminster, y su retrato al museo de Bristol. Además hay una exposición gratis muy chula estos días.

Tuesday, 16 October 2007

Emigrantes y expatriados

El otro día, hablando en mi lunch break con unos colegas me di cuenta de una cosa que os quiero comentar.

La conversación giraba en torno a visitas a amigos que viven y trabajan en importantes centros económicos de otros países, como Dubai en los Emiratos Árabes, Bangalore en India o Pekín en China. Mis colegas se referían a ellos como "expats" o "expatriates", o sea, expatriados, que no "emigrants" (emigrantes).
En algún momento mencionaron que sus amigos por A o por B, no se mezclan con los lugareños.
La Di, que es bocas, dijo algo así como "pues qué pena ¿no? porque ya que uno emigra, qué desperdicio no mezclarse un poco con los lugareños para aprender y enriquecerse". La palabra EMIGRANTE produjo ésa expresión inexpresiva inglesa que expresa o no expresa sorpresa o espanto.

Y es que, queridos amigos, los ingleses que viven fuera no son emigrantes, sino expatriados.

Emigrantes-emigrantes, los polacos, los bangladesíes, los paquistaníes...pero un jóven empresario o profesional británico que se va a un país, digamos menos rico (o que era menos rico en la época victoriana), a ganar una pasta gansa, no es emigrante, es expatriado.
¿Y ésos abuelitos que viven en la manga? También también, son expatriados.

O colonos, vaya.

Y éso que según el diccionario Cambridge, que es lo más parecido a la RAE que tienen por aquí:

emigrate verb [I] to leave a country permanently and go to live in another one:Millions of Germans emigrated from Europe to America in the nineteenth century.How long ago did your parents emigrate?

emigrant noun [C]a person who emigrates.

expatriate noun [C] (INFORMAL expat)someone who does not live in their own country:A large community of expatriates has settled there.

expatriate verb [T] FORMAL to use force or law to remove someone from their own country:The new leaders expatriated the ruling family.

Cualquiera que haya emigrado sabe que uno en principio no se va fuera para toda la vida. No conozco a nadie que diga "yo aquí pa siempre".
Por ejemplo los polacos que vienen a inglaterra y que según la prensa se integran tan mal, vienen a ganarse las castañas en plan "Vente a Alemania Pepe" con billete de vuelta. Abierta, pero vuelta. Según la definición son expats, mientras que los abuelos ingleses que tienen casa y se jubilan en la costa son más emigrantes que los polacos, ya que se establecen permanentemente.

¿O a lo mejor el expat es el que no se integra (como en el exilio de Babilonia, vamos) y emigrante el que se integra? ¿Entonces por qué el término guays es expat y no emigrant?

¿Y qué dice la RAE?
expatriado, da.
(
Del part. de expatriar).
1. adj. Que vive fuera de su patria. U. t. c. s.

emigrante.
(
Del ant. part. act. de emigrar).
1. adj. Que emigra. U. t. c. s.
2. adj. Dicho de una persona: Que se traslada de su propio país a otro, generalmente con el fin de trabajar en él de manera estable o temporal. U. t. c. s.

Entonces en español, el abuelo inglés es un expatriado, pero el property developer o el jóven entrepreneur de la Compañía de las Indias Orientales de turno es un emigrante.

Pero es que a pesar de lo que diga el diccionario Cambridge, los tiros deben de ir más bien por otro lado.Algo así como

ciudadano de un país rico que emigra = expatriate.
ciudadano de un país pobre que emigra = emigrate.


Y yo ¿qué soy? Pues yo creo que como española soy emigrante, pero imagino que mi chico, francés, él, contaría como "french expat" aunque tengamos el mismo tipo de trabajo.

Pues a éso vamos...dime de dónde vienes y te diré qué eres.

Friday, 12 October 2007

Indignación

Estoy indignada.
No por mis problemas caseros con el gigante sueco de la llave allen, a los que dedicaré un megapost un día de estos, cuando ajuste las cuentas con ellos...
No.
Estoy indignada porque he buscado "Tortilla de patatas" en la Wikipedia , y me he encontrado con ésta foto:




No me digáis.....llamar a éso tortilla....y encima ¡ponerlo en la Wikipedia! ¿Así qué imagen vamos a tener por el mundo?¡Qué mal nos vendemos los españoles!, de verdad, es que no aprendemos.....


Como celebración del día de la Hispanidad (que no de España, señor Rajoy) voy a cambiar la foto de la Wikipedia por la de mi tortilla, que es mucho más mona y le da mejor prensa a la mejor contribución de España a la humanidad: nuestra querida tortilla.
¡Feliz día de la Hispanidad a todos!.Celebradlo comiendo jamón y tortilla y no con banderas ni con nacionalismos de tres al cuarto que no nos llevan a nada. La patria se hace de otra manera, señor Rajoy, y comiendo tortilla es una de ellas.

Monday, 8 October 2007

Me he superado a mi misma

Me he superado a mí misma (de nuevo):



Y es que qué color, qué textura, qué sabor...vean, vean ése corte:

Vean, vean el grosor de mi tortilla.


Y es que la tortilla española es un monumento gastronómico a la concordia....Un plato kosher, halal, y hasta vegetarian friendly (bueno, salvo para los vegetarianos hardcore, pero también quién os manda también a vosotros...)..y además con tantas maneras de hacerla (con chorizo, con cebolla, con calabacín, sin huevo o con él, con la patata frita o al vapor...), de terminarla (hecha, muy hecha, poco hecha, gordita o finita) , de comerla (en bocadillo, sola, con pimiento frito, con salsa de tomate)...tantas recetas como españoles, porque ni para eso nos ponemos de acuerdo,.... y siempre tan buena.

Me encanta (aún no había dicho me encanta en el post ;-P), me encanta el colorcito dorado-amaillito-renegrío de la tortilla. Me emociona verlo cuando doy la vuelta a la tortilla. Deberíamos cambiar la constitución para que la franja amarilla de la bandera española se cambiase por el color tortilla, porque es un color que al verlo entran ganas de decir "VIVA ESPAÑA"
¡OLE!

Wednesday, 26 September 2007

...y Gunter Grass

Alex Weygers no es el único escultor polivalente...también el Premio Nóbel de literatura Alemán, Gunter Grass, es, de formación escultor.
A lo mejor ya lo sabiais, pero yo no hasta que no me empecé a leer "Pelando la cebolla", la polémica autobiografía de Grass que se publicó el año pasado. No me he leído ningún otro de sus libros (recuerdo haber visto escenas de la sesentera película "El tambor de hojalata" que eran bastante desagradables). "Pelando la cebolla" es muy bonita, una autobiografía escrita de forma muy original y que me hace maldecir no saber alemán (me la estoy leyendo en español pero se nota que en original debe de ser la caña...aunque el traductor es muy bueno, no me malentiendan).

En ella Grass, nacido en la ciudad libre de Danzig, Polonia o Anchluss según el loco del bigote, en 1927, cuenta, sí, que se alistó como voluntario en el año 42 (y en el 42 toca lo que toca), y que perteneció a las SS y entró en combate del lado malo a los 16 añitos. Esto es lo que hace polémica la autobiografía de Grass, más que nada porque siempre desmintió haber entrado en combate y menos pertenecer a las SS y era algo así como el guardián de la reserva moral de alemania. Y es que las reservas morales....

También cuenta más cosas, como por ejemplo habla de su escasa formación académica (no estudió bachillerato) y su formación artística primero como tallador de lápidas en una funeraria (muy Dickens), luego como restaurador de edificios y finalmente en la escuela de Bellas Artes de Düsseldorf y más tarde en Berlín y en París.

Aún no me he acabado "Pelando la cebolla" así que no me he leido la biografía de Grass en la Wikipedia, pero vosotros podéis hacerlo.

Lo que sí que me ha llamado la atención es que un escultor gane el Premio Nóbel de Literatura.Además mirad que esculturas más bonitas hace Grass (he encontrado poquito en internet). En su biografía dice que llegó a falsificar una obra de Lehmbruck en su época de restaurador de edificios. Y es que hay gente que vale para todo....¡qué envidia!

Tuesday, 25 September 2007

Alex Weygers

Tengo el blog abandonaillo, le van a empezar a salir malas hierbas por las esquinas, arañones en los huecos y pelusas en los rincones....¿La culpa? Mi vida es un erial, y no porque flor que toque se deshoje, sino porque cuando uno amuebla su casa, desamuebla su ingenio.

Por eso es el mejor momento para hablar de Alex Weygers, un hombre de vida interesantísima del que la Wikipedia y su página web hablan más bien poco. El nombre de Alex Weygers era desconocidísimo para mí, hasta que descubrí este libro en la biblioteca de la escuela de arte, cuando me dedicaba a sacar todo libro que tuviese que ver con la escultura. El texto manuscrito y sobre todo la impresionante foto de la portada, me atrajeron enseguida...la biografía de Weygers en las primeras páginas me dejó asombrada.

Podéis leerla aquí, en las primeras páginas de su libro, pero os hago un resumencillo.

Alex Weygers nació en Java, Indonesia, en 1901 de padres holandeses. Su padre trabajaba como supervisor en una plantación de azúcar y su madre era profesora de idiomas. A los 14 años Alex abandona este paraíso natural para estudiar el bachillerato primero y después ingeniería mecánica en Holanda.
Alex Weygers era pues ingeniero, y como ingeniero vuelve a Java para trabajar como ingeniero junto con su prometida.
En Java hace mucho calor, y como su amada no se adapta a la exótica vida en Java, los recién casados Weygers se trasladan a EEUU donde Alex se dispone a trabajar como ingeniero.Pero oh! desgracia, su joven esposa muere al dar a luz a su primer hijo, que también muere durante el parto. Roto de dolor, Alex hace dos cosas: esculpe la bella escultura que adorna la portada del libro, y decide dedicarse plenamente al arte. La escultura es impresionante, sobre todo para un ingeniero mecánico que no se dedica a la escultura profesionalmente.
Éso mismo piensa el escultor Lorado Taft, quien reclama a Weygers como aprendiz en su estudio de Chicago en el que el jóven Weygers . Es el año 1927. Un año y medio más tarde, Alex se traslada a Europa para proseguir su formación artística en Holanda, París e Italia, donde aprende técnicas escultoras de artesanos profesionales. El ingeniero ya no es ingeniero, sino escultor, y vuelve a América para enseñar arte en la universidad de Berkeley.
Pero el escultor es aún un ingeniero: Weygers se destacará por construir sus propias herramientas, reciclar materiales y preferir el estudio en el taller el estudio en la clase. Y es que ser escultor es ser un tercio de artista, un tercio de artesano, y un tercio de ingeniero.
Estamos en los años 40, y toca lo que toca. Weygers servirá en el ejército en el departamento de inteligencia, intentando ayudar a su familia, prisionera de los japoneses en Java. Mamá Weygers morirá en un campo de concentración y su hermano será prisionero en un campo de trabajo. Nuevamente la vida le da el peor de los golpes bajos.
Al final de la guerra y durante 50 años, Alex vivirá junto con su esposa, también escultora, en su finca de Carmel Valley, donada por un admirador de su trabajo. Alex Weygers escribirá múltiples libros sobre escultura, arquitectura, filosofía y vida...es un verdadero hombre renacentista, un adelantado a su tiempo, y según la gente que lo conoció, un hombre interesante e inspirado, un artista sin afectación, interesado en esculpir y no en exponer. Sus libros hablan de escultura, pero también de la filosofía de la escultura. Qué gozada!.
¡Además menuda esculturas que hace!. Podéis ver algunas en su (pobre) página web o podéis hojear sus libros en Amazon o aquí.
Qué majo Alex Weygers. Se le ve tan feliz en las fotos esculpiendo!.
Una auténtica inspiración, Alexander Weygers.

Friday, 24 August 2007

Di

Dentro de unos días se cumplen 10 años de la muerte de Diana, Princesa de Gales, en un accidente de tráfico en París.Tenía tan sólo 36 años.

Qué joven.


Cómo pasa el tiempo.


Di es un personaje muy querido en el Reino Unido. En el 2002, salió elegida la tercera "Gran Británica" en el programa de la BBC "The 100 Greatest Britons", por detrás tan sólo de Chrurchill (of course), Brunel (¿quién? Brunel ¿quién? el constructor del Suspension Bridge de Bristol. ¿quién? ....), y por delante de gente como Darwing, Newton y Shakespeare(!!!).


A nosotros puede parecernos una exageración, pero Diana es realmente querida.


Para un pueblo tan (en general) poco dado a las expresiones de furor colectivo (¿o no colectivo?), y en el que los duelos y los homenajes suelen ser bastante sobrios y las procesiones ir por dentro, la inesperada muerte de Di causó una reacción sorprendente en la sociedad.


En España, donde la gente se echa a la calle para expresar su dolor y solidaridad con bastante frecuencia (atentados brutales, crímenes horrendos como los de Alcasser, protestas contra el secuestro de niños...), nos puede parecer poca cosa, pero aquí los cientos de ramos y las protestas por la fría reacción de Palacio sí que son algo fuera de lo corriente. No digo que lo uno o lo otro sea bueno o malo. Simplemente se trata de una espece de carácter nacional diferente.


También es fuera de lo corriente que una princesa llore ante las cámaras, muestre dolor o confiese una infidelidad.

Di, en cierto modo, enseñó un poco a los británicos, empezando por la casa Windsor, a expresar sus sentimientos, y por éso la queremos, y por éso es grande.
Si no habéis visto la entrevista que concedió a Martin Bashir (el mejor amigo de Michael Jackson) para el programa Panorama, os lo recomiendo. También podés ver el famoso video del anuncio del compromiso de Diana y Charles en el que Charles confiesa estar enamorado, whatever that means, de Diana (el famoso momento está muy al final).La expresión de Diana cuando oye ésto no tiene desperdicio.
Desde Di que si, un pequeño homenaje para Di.

Friday, 17 August 2007

El feminista accidental

Aquí pongo un texto del siglo XVIII. Madame de Saint-Ange explica a la joven Eugenia que una mujer debe de ser dueña de su sexualidad, y que no por obediencia a sus padres o a los prejuicios y costumbres, renunciar a sus pasiones y entregarse a un marido elegido por sus padres según sus ambiciones sociales.

¿Lo más curioso del texto? el escritor: el maqués de Sade.


"Écoute-moi donc, Eugénie. Il est absurde de dire qu'aussitôt qu'une fille est hors du sein de sa mère, elle doit, de ce moment, devenir la victime de la volonté de ses parents, pour rester telle jusqu'à son dernier soupir. Ce n'est pas dans un siècle où l'étendue et les droits de l'homme viennent d'être approfondis avec tant de soins, que des jeunes filles doivent continuer à se croire les esclaves de leurs familles, quand il est constant que les pouvoirs de ces familles sur elles sont absolument chimériques. Écoutons la nature sur un objet aussi intéressant, et que les lois des animaux, bien plus rapprochées d'elle, nous servent un moment d'exemples. Les devoirs paternels s'étendent-ils chez eux au-delà des premiers besoins physiques? Les fruits de la jouissance du mâle et de la femelle ne possèdent-ils pas toute leur liberté, tous leurs droits? Sitôt qu'ils peuvent marcher et se nourrir seuls, dès cet instant, les auteurs de leurs jours les connaissent-ils? Et eux, croient-ils devoir quelque chose à ceux qui leur ont donné la vie? non, sans doute. De quel droit les enfants des hommes sont-ils donc astreints à d'autres devoirs? Et qui les fondent, ces devoirs, si ce n'est l'avarice ou l'ambition des pères? Or, je demande s'il est juste qu'une jeune fille qui commence à sentir et à raisonner se soumette à de tels freins. N'est-ce donc pas le préjugé tout seul qui prolonge ces chaînes? Et y a-t-il rien de plus ridicule que de voir une jeune fille de quinze ou seize ans, brûlée par des désirs qu'elle est obligée de vaincre, attendre, dans des tourments pires que ceux des enfers, qu'il plaise à ses parents, après avoir rendu sa jeunesse malheureuse, de sacrifier encore son âge mûr, en l'immolant à leur perfide cupidité, en l'associant, malgré elle, à un époux, ou qui n'a rien pour se faire aimer, ou qui a tout pour se faire haïr?
Eh! non, non, Eugénie, de tels liens s'anéantiront bientôt; il faut que, dégageant dès l'âge de raison la jeune fille de la maison paternelle, après lui avoir donné une éducation nationale, on la laisse maîtresse, à quinze ans, de devenir ce qu'elle voudra. Donnera-t-elle dans le vice? Eh! qu'importe? Les services que rend une jeune fille, en consentant à faire le bonheur de tous ceux qui s'adressent à elle, ne sont-ils pas infiniment plus important que ceux qu'en s'isolant elle offre à son époux? La destinée de la femme est d'être comme la chienne, comme la louve: elle doit appartenir à tous ceux qui veulent d'elle. C'est visiblement outrager la destination que la nature impose aux femmes, que de les enchaîner par le lien absurde d'un hymen solitaire.
Espérons qu'on ouvrira les yeux, et qu'en assurant la liberté de tous les individus, on n'oubliera pas le sort des malheureuses filles; mais si elles sont assez à plaindre pour qu'on les oublie, que, se plaçant d'elles-mêmes au-dessus de l'usage et du préjugé, elles foulent hardiment aux pieds les fers honteux dont on prétend les asservir; elles triompheront bientôt alors de la coutume et de l'opinion; l'homme devenu plus sage, parce qu'il sera plus libre, sentira l'injustice qu'il y aurait à mépriser celles qui agiront ainsi et que l'action de céder à la nature, regardée comme un crime chez un peuple captif, ne peut plus l'être chez un peuple libre."


"Escúchame pues, Eugenia. Es absurdo decir que tan pronto como una niña sale del vientre de su madre, debe, desde ése momento, convertirse en víctima de la voluntad de sus padres y permanecer así hasta su último suspiro. No es en un siglo en el que la dimensión y los derechos del hombre acaban de profundizarse con tanto cuidado, que las jóvenes deben continuar a pensar que son las esclavas de sus familias, cuando es evidente que el poder de éstas sobre ellas es absolutamente quimérico.

Escuchemos la naturaleza a propósito de un sujeto tan interesante, y que las leyes de los animales, tan próximas a ella, nos sirvan un momento de ejemplo. ¿Los deberes paternos se extienden más allá de las primeras necesidades físicas? Los frutos del placer del macho y de la hembra ¿no poseen toda su libertad, todos sus derechos? Tan pronto como pueden andar y alimentarse solos, desde ése momento, desde ése instante, los autores de sus días, ¿les reconocen? Y ellos, ¿creen ellos deber algo a aquellos que les han dado la vida? No, sin duda. ¿Por qué razón los hijos de los hombres están sujetos a otros deberes? ¿Y qué fundamenta éstos deberes sino la avaricia o la ambición de los padres? Ó, me pregunto si es justo que una jovencita que comienza a sentir y a razonar se someta a tales refrendimientos.¿No es entonces sino el solo prejuicio quien prolonga esas cadenas? ¿Hay algo más ridículo que ver una jovencita de quince o dieciséis años, abrasada por deseos a los que es obligada a renunciar, esperar, en peores tormentos que los de los infiernos, que a sus padres les apetezca, después de haber hecho infeliz su juventud, sacrificar aún su edad adulta inmolándola a su pérfida avaricia, asociándola a su pesar a un esposo que nada tiene para hacerse amar, o que tiene todo para hacerse detestar?
¡Ah, no! No, no, Eugenia, de tales lazos serán pronto eliminados; es necesario que, liberando a la joven del domicilio paterno desde la edad de la razón, después de haberle dado una educación nacional, dejarla dueña, a sus quince años, de ser quien quiera ser.¿Caerá ella en el vicio? ¡Ah!¿ Y qué importa? Los servicios que una joven presta, consintiendo a hacer la felicidad de todos los que se dirigen a ella, ¿no son más importantes que aquellos que en aislamiento ella ofrece a su esposo? El destino de la mujer es ser como la loba: ella debe pertenecer a todos los que la requieren. Es un ultraje visible al destino que la la naturaleza impone a las mujeres, encadenarlas por el absurdo lazo de un himen solitario.
Esperemos que los ojos se abrirán, y que asegurando la libertad de todos los individuos, no olvidaremos la suerte de las infelices jovenes; mas si ellas se quejan lo suficiente para que no las olvidemos, si sobreponiéndose ellas mismas al uso y al prejuicio, liberan vigorosamente de sus pies los hierros con los que pretendemos esclavizarlas; pronto triunfarán sobre la costumbre y la opinión; el hombre convertido en más sabio, pues será más libre, sentirá la injusticia que existe en despreciar a aquellas que así actúan, y la acción de ceder a a naturaleza, vista como un crimen por un pueblo captivo, no lo será ya para un pueblo libre."


El texto es del tercer diálogo de "La filosofía en el tocador", del Maqués de Sade un poco en el estilo de "Las amistades peligrosas": con el ánimo de vengarse de la mojigata madre de la joven Eugenia, Mme de Saint-Ange se dispone a corromperla con la ayuda del libertino M. Dolmancé. La obra está escrita en forma de obra de teatro, aunque es poco probable que fese destinada a la representación. Dolmancé y Saint-Ange van justificando uno a uno diferentes crimenes y actos de libertinaje. Cada justificación filosófica (o pseudofilosófica) va intercalada con cuadros eróticos (o más bien de malabarismos) más o menos ridículos y más o menos escandalosos.


El Marqués de Sade es en sí un personaje curioso: Bastante mal escritor, el aristócrata probablemente hubiese pasado al olvido (no era el más depravado aristócrata de su tiempo) de no ser por la época en la que le tocó vivir: la Francia revolucionaria. Condenado a prisión por sodomía e intentar envenenar a unas prostitutas (a las que un afrodisíaco les sentó mal), su poderosa suegra conseguirá que de Sade sea detenido con una más honrosa "lettre de cachet", lo que le convierte en un prisionero político, vecino de celda de Mirabeau en el Castillo de Vincennes, iniciador de una revuelta en la Bastilla dos días antes del 14 de Julio, y más tarde en un amnistiado lider por interés de los Sans-culottes de la sección de Picas. Salvado por suerte de la guillotina por un descuido de sus verdugos mientras esperaba su turno en la Conciergerie, de Sade volverá a ser amnistiado y encarcelado de nuevo, y acabará sus días suplicando al mismísimo Napoleón que lo libere.

Más por aburrimiento que por otra cosa, el prisionero de Sade escribe en sus novelas y para sí mismo, cuantas cochinadas se le pasan por la cabeza.


Desde el punto de vista filosófico, Sade es defensor del ateísmo y de la libertad sexual, presentando el vicio como una vuelta a la naturaleza, muy a lo Rousseau.


Me resulta curioso que ilustres ilustrados como Rousseau, no parezcan tener la deferencia por la libertad de las mujeres que un pseudofilósofo como Sade muestra.